Principales ventajas de usar el hormigón como pavimento exterior

Elegir los pavimentos adecuados tanto para el interior como para el exterior de una casa es algo que marcará el disfrute de cualquier instalación. Esto sucede especialmente con las zonas externas de una casa. Lugares como el jardín o los alrededores de una piscina son de lo más delicados al respecto, por lo que conviene conocer las cualidades de un material como el hormigón.

 Ventajas muy prácticas del hormigon

Elegir el hormigón para los pavimentos de exterior es algo que cada vez es más general. En un principio, este material fue empleado en distintas instalaciones industriales por cualidades que ahora están conociendo los propietarios de viviendas. En primer lugar, el hormigón pulido, que es el que se emplea en la instalación de pavimentos, es tan fácil de colocar que resulta casi insuperable al respecto. Las planchas de hormigón se adaptan a la perfección a cualquier entorno no habiendo ningún lugar que sea ajeno a sus virtudes. Una vez instalado, el hormigón pulido garantiza propiedades como una máxima adherencia y una seguridad para quienes caminen por su superficie que es admirable.

A todo ello hay que unirle la comodidad y facilidad de mantenimiento de este material. El hormigón pulido puede ser limpiado con todo tipo de productos químicos, ya que no es vulnerable a ninguno de ellos, algo que no sucede con la piedra o con la madera. Su resistencia al desgaste por la intemperie es también una ventaja que no hay que dejar de lado. Independientemente del clima, el hormigón mantendrá siempre sus características principales sin verse afectado en nada por la lluvia, el frío o el calor.

El hormigon da una estética muy económica

Si todas las anteriores características son ideales para los pavimentos de exterior, el precio de instalar hormigón pulido es otro detalle a tener muy en cuenta. Tanto el coste del material en sí como el de la mano de obra para la instalación son inferiores a lo que otros materiales proporcionan, algo a tener muy en cuenta. Por último, el hormigón pulido cuenta en la actualidad con una gran variedad de acabados estéticos. Hay aplicaciones de todos los colores, por lo que hay que olvidar el hormigón gris tradicional. Asimismo, se ofrecen muchas planchas de este material con acabados que recuerdan a la piedra y a otros materiales, una oportunidad de disfrutar de un extra de estética para hacer que cualquier espacio cuente con ese toque de diseño que lo hará más confortable.